San Juan de Piche es declarado Santuario de la Naturaleza.